Mamá sin corazón: Abandonó a bebé de un mes de nacido en la iglesia de San Roque de Ibagué




En un hecho que causó indignación entre los ibaguereños, agentes de la Policía Metropolitana rescataron a un bebé de 25 días de nacido, que fue abandonado por su progenitora en la iglesia San Roque, en el centro de la ciudad. 

El infante fue descubierto por un feligrés que notó cómo se escuchaba un llanto que provenía debajo de una de las sillas. Al acercarse, el creyente se encontró al bebé, envuelto en medio de una cobija.

El suceso tuvo lugar el pasado jueves hacia las 4:50 p.m., cuando una mujer joven -según testigos- entró al centro religioso. Dejó el niño y se marchó, sin dejar rastro o alguna pista de su identidad. 
 
"Es lamentable que hagan eso con nuestros niños”, señaló el sacerdote René Crespo, párroco de la iglesia, en declaraciones recogidas por el diario El Nuevo Día.
 
Ante el hallazgo, el menor fue trasladado hasta la Unidad de Salud (USI) del barrio Ricaurte, en donde fue valorado por los galenos.  Luego fue remitido a la Unidad Pediatría del Hospital Federico Lleras, en donde la defensoría de Familia tomó su custodia.
 
Y, luego de verificar su estado de salud, el cuidado del bebé se le encargó a una madre substituta del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF).